28.4.17

GIRLBOSS



¡Madre mía! Esta serie es tan tan tan mala que no sé ni por donde comenzar a criticarla. 
Ni bien supe de la existencia de Girlboss estuve atenta porque, más o menos, conocía la historia y me pareció que iba a estar buena. ¡No! 


¿De qué va? Girlboss es una serie realizada por Netflix y cuenta la historia previa de Sophia Amoruso a convertirse en una exitosa vendedora de ropa vintage de manera online. Cómo fue creando su negocio y por circunstancias por las que tuvo que pasar para llegar a cumplir sus objetivos.


Con ese gancho tenemos entre manos una serie con una temática interesante. Sobre todo para los que estamos en el mundo del emprendimiento está bueno sentarse a ver algo sobre la experiencia de los demás que puede ayudarte para cuestiones que tienen que ver con tu propia vida laboral. 
Permítanme decirles que, a lo largo de doce episodios, del mundo de emprendimientos vemos muy pocos. Lo que le sobra de tiempo a esta serie es INCREÍBLE. A medida que arranca la historia se convierte en un chicle que no deja de estirar. Tiene muchísimos momentos relleno. Me atrevería a decir que un 75% del contenido. Si se le puede llamar contenido. 
Para que se den una idea, uno de los episodios trata pura y exclusivamente sobre un problema con su mejor amiga. ¿Cuál es el GRAN problema? Que Sophia decide sacarla de la lista de sus ocho favoritos de MySpace. O SEA. El nivel de estupidez. 
Confieso que he adelantado episodios y los convertía en una duración de diez minutos. 
Si me preguntaran qué fue lo que me gustó de Girlboss diría que el soundtrack. Todo lo demás es para el olvido. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Follow by Email